Parte el mundo en dos mitades desde Quito