Es Baluard, Santa Catalina y el arte contemporáneo de Palma de Mallorca