Destinos

La información del mundo a tus pies

8 julio 2021

Zadar, increíbles atardeceres y mucho más

Mientras ciudades como Dubrovnik, Split o Zagreb acaparan todas las miradas cuando se habla de Croacia, una pequeña ciudad medieval situada en la costa es más bien como esa súper estrella de Hollywood que se aleja de los flashes para pasar desapercibida y poder vivir tranquila. Te hablamos de Zadar, la ciudad de la costa dálmata cuyos atardeceres dejaron al mismísimo Alfred Hitchcock sin palabras. ¿Nos ponemos rumbo a Zadar?

Una buena combinación en Croacia puede pasar por volar a Zagreb, conocer los secretos de esta increíble ciudad señorial para después poner rumbo a Zadar. Por encima de todo, Zadar es una ciudad para quemar la suela del zapato (o de las zapatillas) caminando entre sus callejones empedrados hasta no dejar un solo rincón por visitar dentro de su casco antiguo amurallado. Y como toda muralla que se yergue alrededor de una antigua ciudad medieval, el primer paso es localizar la puerta de acceso a la ciudad: la Puerta Terraferma (también conocida como la Puerta de Zara, ojo al dato), el la más famosa entre todas las puertas de acceso al centro antiguo de Zadar.

Una vez en la zona antigua, te bastará con un día completo para conocer lo mejor de la ciudad de Zadar: la Iglesia de San Donato, la Catedral de Santa Anastasia o el Foro Romano de Zadar, muy cerca de su famosa Columna de la Vergüenza, donde dice la leyenda que se ataba a los presos en la antigüedad para darles un escarmiento.

Y como no podía ser de otra forma, cada tarde -alrededor de las 20:30- la cita obligada está en el conocido Órgano del Mar, una zona escalonada frente al mar donde la multitud contempla (y aplaude) cada nuevo atardecer que tiene lugar en Zadar. Un sistema de tuberías en el suelo traduce el movimiento del mar en una suerte de sonidos que dejan casi hipnotizados a todos los presentes, la verdadera guinda para un atardecer de mil colores.

Ya has visto lo mucho que merece la pena contar con Zadar en tu próximo viaje a Croacia: tiene todo lo bueno de la costa mediterránea y, por si fuera poco, cuenta con los más increíbles atardeceres en todo el mundo. Busca tus vuelos a Zagreb y márcate un dos en uno para el recuerdo.

Foto: Jernej Furman

0 Comentarios

Publicar un Comentario

captcha

Enviar